poemas desamor

Me he roto

tantas veces

que algunos días creo

que jamás me llegué a recomponer

de la primera.

Tengo en el cuerpo,

y en el alma,

más agujeros

de los que nadie

podría sospechar.

Tengo la almohada

manchada de sueños

que jamás pude cumplir

sin ti.

La mayoría de

mis heridas

tienen nombre,

apellidos,

y la voz más bonita

que alguien pueda escuchar

cualquier día de invierno.

Algunas explosiones

han causado tantos daños

que todavía no he podido

deshacerme de ellos.

Y sigo arrastrándolos.

Desde que viven conmigo

todavía no me han dejado

mirar al futuro,

y no sé aún

qué cara tiene el porvenir.

Ni qué mirada,

ni qué risa,

ni qué manías

tendrá mi próximo

desamor.

No es que yo no quiera

saberlo

es que no puedo.

Porque tengo trazada

una línea hasta ti

y es sólo ahí

donde encuentro los trozos

de aquella primera vez

que me rompí.

El vacío de las batallas y las bajas que cada una de ellas trae consigo son un sentimiento común en aquellos que sufren de desamor, por eso te recomendamos leer estos Poemas de desamor para saber que somos presos de la memoria.

**
Las imágenes que ilustran el poema pertenecen al artista Oprisco, conoce más sobre su trabajo en su página oficial.

The post Las piezas perdidas appeared first on Cultura Colectiva.


Fuente: Cultura Colectiva