La soledad no es una buena compañera. Ésta puede llegar a matarnos o peor aún, a convertirnos en asesinos. Luisa mató a Marta porque no soportaba su soledad, prefirió regresar a la cárcel y eligió perder su libertad a cambio de compartir una celda con otras extrañas. La única forma que encontró para no agonizar en el desamparo fue acabando con la vida de una mujer que a penas conocía. Para Luisa, cualquier cosa era mejor que la humillante oscuridad de su soledad. Ella prefirió mancharse las manos de sangre que vivir en el suplicio del abandono. 

Ése es el argumento de una de las obras menos conocidas, pero más profundas de la escritora y guionista mexicana Elena Garro. “El árbol” es el nombre del guión teatral que la dramaturga y novelista creó para contar, de forma visceral y tormentosa, lo que la soledad puede llegar a significar para una mujer. En esta historia, el árbol debajo del que Luisa llora desconsoladamente es el mismo donde su destierro se vuelve real. Debajo de las hojas de ese tronco, la soledad la posee, azota y convierte en un ser indeseable, casi inerte.

mujeres soledad

En nuestro mundo, uno en el que se compra el amor y se venden las almas, la soledad es uno de los miedos más avasalladores a los que una mujer puede enfrentarse. El fracaso, la muerte en vida y la infelicidad se trazan a través de la soledad, misma que las mujeres conocen después de ser golpeadas por el desamor. A ninguna de ellas le importa el presente o si su futuro no asegura una compañía eterna.

Las mujeres nacen y mueren con la misma incertidumbre: ¿Me voy a quedar sola? Ésa es la pregunta que taladra la paz de quienes se ilusionan con la compañía de un hombre, hasta olvidarse de quiénes son y qué hacen en este mundo. 

mujeres soledad noell oszvald

mujeres que confiaron en el amor noell oszvald

noell oszvald la soledad de las mujeres  
Elena Garro llevó al papel la compleja y desgastante relación de una mujer con su soledad. Noell Oszvald, artista visual húngara, plasmó en fotografías la forma en la que una mujer que confió en el amor ahora se esconde en la oscuridad de su soledad.

Ella es, como todas nosotras, alguien que se rehúsa a aceptarse sola.

En la flaqueza de su alma herida se aloja la fortaleza de su única compañera.

En las sombras del pasado se atascan las oportunidades de su futuro. Para ella no hay mañana, pues de lado del desamparo ya no es capaz de distinguir entre la realidad, la tristeza y la utopía.

noell oszvald serie fotogafia

noell oszvald fotografo

noell oszvald foto proyecto

Noell Oszvald es la joven fotógrafa que logró encapsular en un impecable juego de luces la agonía de una mujer que se entregó a la pasión, que se dejó arropar en la ternura y que se vistió de apego. Cuando todo terminó sólo quedaron partes de ella, sus huesos forrados por una piel pálida y cansada, su cabello tan largo como insípido y su ropa tan negra como la pena en su corazón.

El blanco y negro no sólo es parte de la estética de este proyecto, también es el nuevo color con el que se pintó el mundo de aquella que se dejó llevar por su adhesión a otro. El amor la llenó de vida para después dejarla vacía y secuestrada por un miedo irracional a quedarse sola.

fotos noell oszvald

noell oszvald mujeres

noell oszvald serie

Más que surrealista, su trabajo es un descubrimiento visual en el que la soledad se mofa de la credulidad femenina. Las fotografías de una mujer que alguna vez confió en el amor demuestran que la desesperación es lo único que logra mover a un cuerpo que carece de alma. Ésta le fue arrebatada por quien le entregó la felicidad y luego desapareció en la oscuridad. La soledad no tiene forma, tamaño, ni color; no llega de ninguna parte, ella despierta con el llamado más inesperado. La desilusión, el desamor, la distancia y la frialdad desadormecen ese sombrío impulso al que le teme cualquier mujer. El olvido del que alguna vez amaron cava su propio sepulcro.

noell oszvald mujeres que confiaron en el amor

noell oszvald soledad mujeres

noell oszvald soledad

¿Impresionante o sutil? Es complicado describir el trabajo de esta artista visual, sus retratos trascienden en el tiempo y espacio, se convierten en emoción pura y reflejan como un corazón abierto. La definición de las siluetas geométricas, la profundidad de los paisajes inhóspitos y la desoladora perfección de sus fotografías nos transmiten las sublimes, pero dolorosas emociones con las que tiene que vivir una mujer que confió en el amor y ahora se esconde en la oscuridad de su soledad.

*

Imágenes:

Noell Oszvald

The post Fotografías de una mujer que alguna vez confió en el amor y ahora se esconde en la oscuridad de su soledad appeared first on Cultura Colectiva.


Fuente: Cultura Colectiva