Todo amante de la moda sabe que la diseñadora por excelencia es Coco Chanel. Su porte, su cabello negro, la soltura con la que caminaba, la pulcritud de su estilo y hasta sus tijeras, son emblemas que la caracterizan y que el mundo conoce a la perfección. Pero eso es muy simple.

Lo verdaderamente complicado es conocer qué hay después de ella.

Si bien Karl Lagerfeld asumió el puesto de director creativo al morir la diseñadora, pocas personas saben cuántas colecciones le fueron dedicadas a la mademoiselle en manos del kaiser, si el Chanel no. 5 es o no redituable y cuántos diseñadores se han inspirado en ella para hacer diseños exclusivos, y así crear una identidad para sí mismos.

post-image

Los puristas, los más obsesionados, los amantes, los expertos, los curiosos, los recién iniciados… todos en conjunto tienen como objetivo llevar la moda a niveles inimaginables y del compartir; es decir, a una plática simple, a un encuentro entre amigos o a una tienda de fast fashion. Así de común debería ser. Sin embargo, existen personas que creen que hacer esto sería borrar su espacio, quitarle méritos y restarle valor.

Probablemente.

Lo realmente importante es conocer su trabajo, hablar de las maravillas que se están dando en la Moda. Y eso se empieza con conocer todo lo que va surgiendo al instante y es más simple de lo que parece; ya que hay que conocer las raíces mucho más a fondo.

Sí. Chanel, Yves Saint Laurent, Balenciaga son importantes. Pero lo más sobresaliente es todo el camino que dejaron labrado para las nuevas generaciones de diseñadores; mismos que nos ofrecen tendencias, prendas y shows maravillosos. Así que. si conoces los clásicos, te será mucho más simple entender las nuevas propuestas.

::

Simon Porte Jacquemus

Jacquemus

Nacido en 1990, Jacquemus vivió rodeado de campos de girasoles, pasto y libertad; detalles que refleja en sus diseños. Además, sus piezas son minimalistas, deconstruídas y simétricas con juegos visuales que van más allá de la simple forma. Él se centra en los colores y en la practicidad del día a día. Entre sus musas y fanáticas se encuentran Solange, Rihanna y Dua Lipa.

post-image

Olivier Rousteing

Balmain

Con sólo 24 años, suplió a Decarnin en la dirección creativa de Balmain y enseguida hizo un cambio en los caminos que tomaba la marca. Es decir, le dio más protagonismo a las texturas, a las siluetas, los accesorios y a los detalles, para así, darle oportunidad a esas prendas simples y básicas que se convierten en magníficas en la colección de la marca.

post-image

Nicolas Ghesquière

Louis Vuitton

Con la dirección creativa en Balenciaga y el Grupo Kering de antesala, el francés llegó a la cima del éxito con Louis Vuitton. Gracias a él, Balenciaga se posicionó en el mercado como una potencia en casa de perfumes, vestidos y una línea para hombres en la era contemporánea. Por ello, se le conoce como un salvador; puesto que llegó cuando la marca prácticamente agonizaba. Ahora con su puesto en lugar de Marc Jacobs, tiene como objetivo convertir a LV en una potencia mucho más poderosa que su amada Balenciaga.

post-image

post-image

Haider Ackermann

Colombiano de nacimiento y francés de educación, Ackerman ha sido uno de los nombres más sonados en la actualidad, debido a su plurisensorial carrera. Durante dos años sacó a flote la dirección de Berlutti; pero ahora, con su propia marca, parece pautar un cambio grande en la industria de la moda, ya que suena como uno de los grandes candidatos a dirigir Dior. Su estilo sombrío, elegante y al mismo tiempo street, se ha ganado el respeto del mundo entero.

post-image

Isabel Marant

Aunque comenzó su carrera como modelo, fue internándose lentamente en el diseño hasta conseguir una línea de joyas en los noventa y. posteriormente, vestir a Rachel Weiz y Sienna Miller hasta conseguir que Kate Moss fuera el rostro de su marca. Así, con una línea muy bien definida que se mueve entre la comodidad, el glamour y la elegancia, la diseñadora pone énfasis en el juego de telas y en el peso de las mismas. Hoy, es una de mujeres más importantes en el circuito.

post-image

Demna Gvasalia

Balenciaga

Gracias a su formación en una de las escuelas de moda más prestigiosas del mundo, Gvasalia tiene conocimiento en tecnología, artes y, claro, textiles; por esto mismo fue el primer nombre en el que se pensó para sustituir a Alexander Wang en la dirección creativa de Balenciaga. Así, con ideas frescas en la mente y una fiel idea de que la alta costura puede apropiarse, inclusive, del street style, así con practicidad, pop culture y combinaciones peligrosas y arriesgadas, el futuro de Balenciaga se vislumbra feroz.

post-image

Virgil Abloh

El diseñador que además es DJ y productor musical, ha redefinido el lujo. Es decir, para él es una experiencia completa; desde el tener el dinero (mucho o poco) hasta anhelar una prenda y, posteriormente, usarla con ansias, protegerla, cuidarla, etcétera. Por ello, el lujo es para él un deseo de usar las cosas día a día: comodidad, extravagancia y estilo. Así define sus creaciones.

post-image

Alexandre Vauthier

Lancôme

Él explora el lado salvaje de la feminidad, por lo que evidencia las curvas y esos detalles tan admirados de las mujeres, mismos que muestra a través de escotes, transparencias, brillos y siluetas. Vauthier mezcla la intensidad de las tonalidades rojizas con la sensualidad y poder de una mujer. Él es así. Prefiere desarrollar el lado sexy de una mujer, que ocultarlo en “mojigaterías”.

post-image

Hedi Slimane

Celine

Rock, rebeldía y ojo artístico. Son tres características que podrían definir el estilo del veterano pero aún innovador Slimane. Él redefinió la línea masculina de Dior durante su mandato, convirtiendo las figuras estilizadas de sus modelos en una línea mucho más slim, andrógina y al mero estilo Bowie: unisex. Con basics tanto en prendas como en materiales, creó la mejor de las facetas masculinas dentro de la alta costura, aunque hoy sea juzgado por sus actos al frente de Celine.

post-image

John Galliano

Por donde se le mire es un provocador en potencia. No le basta con crear vestuarios extravagante, brillantes y coloridos. Decidió hacer de su línea una forma versátil de entender la Moda. Vuelos, materiales insospechados, transparencias, erotismo y una reinterpretación de los clásicos, son los motores de su propia marca y las casas en donde colabora. Hoy, Maison Margiela vive uno de sus episodios decisivos gracias a su mirada directiva.

post-image

Riccardo Tisci

Burberry

Aunque respeta los clásicos, prefiere innovar. Así sucedió cuando asumió la presidencia de Givenchy. Aunque su musa principal era Audrey Hepburn, él nunca la mencionó en entrevistas, de modo que cuando se quedó con el puesto y estuvo una vez al mando, reconoció que aunque ella siempre será la máxima expresión de la marca, no podían seguir tomándola como inspiración. Había que renovarse y triunfar. Y así lo hizo. Cambió los atuendos simples y elegantes por lago más arriesgado, sin perder el aire de solemnidad que respira la marca.

post-image

Yohji Yamamoto

Con toda la inspiración japonesa y algunos toques de Francia en sus diseños, el nipón ha hecho de la moda un verdadero abanico de posibilidades. Por ello, centrándose en atuendos negros, suele agregar vuelo y movilidad, así como asimetrías y juegos de texturas. En su estilo predomina la rareza, la extravagancia y la distorsión de cuerpos a través de la ropa; por no mencionar su minucioso análisis artístico e histórico de la humanidad en cada pieza que crea.

post-image

Alessandro Michele

Gucci

Su estilo es mucho más agudo que otros diseñadores. Posee una mirada muy educada en las artes plásticas y, por ello, sus diseños son basados en otros conceptos mucho más antropológicos e inclusive filosóficos. Las creaciones de Michele tienen un trasfondo que sólo logran entender pocas personas; por ello, que sus pasarelas parecen salidas de un cuadro de Velazquez o uno de Diego Rivera. No hay límites.

post-image

Rick Owens

El concepto de sus prendas es mucho más complejo de lo que parece. Por mucho tiempo se ha considerado uno de los diseñadores más extraños y difíciles de entender y, por ende, uno de los más seguidos por aquellas mentes alocadas, inquietas y dispersas. Un dato interesante es que sus colecciones evocan una suerte de restricción, ya que usa cadenas, correas y o látigos como elementos centrales; sin embargo, su intención no es restringir el movimiento, sino dejar en claro que todo lo presente es un lazo de amor. Así que, en efecto, relaciona lo erótico con el quehacer del modelaje y la creación de indumentaria.

post-image

Christopher Kane

En su afán de ser exclusivo, creó una colección con pocas prendas que se agotaron apenas salieron a la venta, debido a la belleza de sus vestidos. Para calmar la demanda, diseñó camisetas simples; las cuales también se vendieron con gran velocidad. Ése es el secreto de sus diseños: consigue vender de manera rápida y les atribuye un valor cultural más alto. De igual manera, les hace ver a sus clientes que algo muy simple, puede ser tan valioso como algo de gran dificultad.

post-image

Miuccia Prada

Prada / Miu Miu

Ella no sólo continuó el legado familiar, sino que llevó a Prada a otro nivel; uno más alto, quizá, en el cual tiene como objetivo posicionarse en el gusto del público. ¿Cómo? Con diseños bien valorados y promocionados por actores de figuras de gran impacto mediático: Willem Dafoe, Jamie Bell, Garrett Hedlund y Gary Oldman. No hay nada que Prada no consiga darle un toque elegante y fiel a la marca.

post-image

Maria Grazia Chiuri

Dior

Ella ha revolucionado la moda con prendas completamente feministas y con las cuales emite un mensaje muy claro y firme. Dior consigue tener una colección completamente libre de prejuicios gracias a ella, ya que es la primera mujer a cargo de la firma y, según los expertos, se vive uno de los mejores momentos de la firma.

post-image

Pierpaolo Piccioli

Valentino

Junto a Maria Grazia Chiuri sacó a Fendi de un inmenso hoyo en el que se encontraba, para darle una nueva visión y oportunidad de vida desde el departamento de accesorios. Mudándose posteriormente a Valentino, con sus vestidos estilizados, inteligentes y de suma belleza, encontró un verdadero camino a seguir: diseños innovadores, eclécticos y elegantes.

post-image

::

Estos 20 diseñadores son básicos, pero cabe señalar que no son los únicos. Y aunque ellos son los que más sobresalen, no hay que descartar a otros que hacen ruido y pisan fuerte en el argot. Sí, hablamos de Jeremy Scott o Stella McCartney, por decir algunos, pero hay más creativos que son increíbles y que no son tan sonados, pero sus prendas, probablemente, están presentes en todos lados. Conócelos y adóptalos. Que se conviertan en tu inspiración. Que se conviertan en esa belleza y reflexión que respiramos todos los días.

**

Te puede interesar:

La moda que se usó durante el Titanic en 20 fotografías

Mona von Bismarck: La mujer con más estilo del mundo según Coco Chanel y Balenciaga


Fuente: Cultura Colectiva